Posts Tagged ‘Patriots

21
Nov
10

¿Qué ver? Semana 11



Llegamos a la jornada 11. Se acabó eso de descansar, ya juegan todos. Tuvimos otra vez partido de jueves, donde Chicago secó al ataque de los Dolphins y les endosó un 16-0, sacándolos momentáneamente de la pelea en la AFC Este y además poniendo presión sobre Green Bay, que no se puede dormir en su visita a los Vikings. El Chicago-Miami hubiera sido uno de los tres de la jornada en caso de jugarse hoy, pero vamos ya con el menú, que hay hambre:

DOMINGO 21 – 19:00


Oakland Raiders (5-4-0) – Pittsburgh Steelers (6-3-0)

No me atrevo a volver a recomendar a unos Vikings que luego convierten el partido en un ridículo. Si luego sale partidazo, eso que nos encontramos, pero el partido de las 7 tiene que ser el Raiders-Steelers. Una gran rivalidad de la Conferencia Americana. Dos líderes de división. Los de Pensilvania están con overbooking en su enfermería, mientras que los Raiders llevan una racha de 3 victorias consecutivas y vienen descansados después de su semana de descanso. Pero no es mi tarea hacer parecer equilibrado un choque que no lo está tanto. Seguramente los Steelers volverán a la senda del triunfo tras su tropiezo contra New England. Son uno de los gallitos de la AFC, mientras que el liderato de los Raiders en el Oeste es más circunstancial hasta que lleguen  los Chargers (que llegarán). Además, la falta de un quarterback de confianza va a lastrar a los de la bahía de aquí hasta el final de temporada.

DOMINGO 21 – 22:15


Indianapolis Colts (6-3-0) – New England Patriots (7-2-0)

Partidazo a la vista. Una final de conferencia por adelantado. Los Colts se están encontrando más guerra de la que esperaban en el sur, mientras que los Pats están luchando junto a los Jets cuerpo a cuerpo. Así que a los dos equipos les está costando ganarse su pasaje a la postemporada. Destacan más sus ataques que sus defensas y… ya está, no he podido aguantar más de cuatro líneas sin hablar del duelo Brady-Manning. Es el titular de la semana: cientos de comparativas han surgido entre estos dos quarterbacks. ¿Quién lanza más yardas? ¿Quién es más fiable? ¿Quién gana más dinero? Así que preparen sus cenas típicas de Sunday Night, díganle al repartidor que no se retrase, y siéntese a disfrutar del espectáculo.

LUNES 22 – 2:30


New York Giants (6-3-0) – Philadelphia Eagles (6-3-0)

Una lástima que este partido sea tan tarde, porque ver a Michael Vick está siendo un placer desde el día que salió de titular. Puede que no sea el mejor quarterback de la liga, pero en cuanto al entretenimiento puro, hoy en día es inigualable (quizás sólo disfrutan tanto con la actuación de un quarterback esta temporada los detractores de Favre). Por lo demás, es un duelo divisional de alto nivel, que se repetirá en cuatro semanas. El ganador se quedará en solitario al frente de la NFC Este. Dos grandes corredores: Ahmad Bradshaw contra LeSean McCoy. La mejor defensa (estadísticamente) contra el mejor QB (estadísticamente). Las intercepciones de Eli Manning contra Asante Samuel. Gran duelo.

14
Nov
10

¿Qué ver? Semana 10

Después de una semana movida y un fin de semana en Cheste en las carreras (CEV, para más señas), toca centrarse de nuevo. Y aunque falta menos de media hora para que de inicio la jornada dominical de NFL, no quería romper la tradición de la previa. En la semana que más desconectado he estado de la NFL, a ver qué cuento. Estaba preparando la porra de esta semana y me han entrado ganas de ver partidos ya. Así que recomiendo 3 rápido, y a preparar el cable HDMI, la tele, y todo el sistema de pantallas de las tardes de domingo.

DOMINGO 14 – 19:00


Minnesota Vikings (3-5-0) – Chicago Bears (5-3-0)

Para qué engañarnos, éste es mi partido de la jornada. El Bengals-Colts y sobre todo el Titans-Dolphins se muestran también como opciones muy atractivas, pero el duelo de la NFC Norte va a poner muchas cosas en su sitio. Los Bears que juegan en casa necesitan la victoria para seguir la estela de los Packers, y si consiguieran vencer a los de Brad Childress, establecerían una diferencia muy considerable. Yo creo que prácticamente dejaría la división en cosa de dos. Aunque Jared Allen y la defensa de Minnesota está dando pasos adelante progresivamente, el gran duelo será el ataque de los Vikings contra la defensa de Chicago. Peppers y Urlacher pueden hacer estragos con el viejo Brett. La vuelta de Sidney Rice no se producirá finalmente en este partido.

DOMINGO 14 – 22:00

NFL Redzone

No me atrevo a recomendar nada en concreto para esta hora. Redzone, y a ver qué partido es mejor. A principios de temporada, viendo el calendario, el que mejor pintaba era el Cowboys-Giants, pero aunque todo es posible, no es precisamente uno de los 3 partidos más atractivos de la semana. Los otros 3 son duelos del oeste que pueden tener miga.

LUNES 15 – 2:20


New England Patriots (6-2-0) – Pittsburgh Steelers (6-2-0)

Dos de los grandes proyectos de campeón de este año. Los Patriots más de tapados, pero creo que este partido está más igualado de lo que dicen las predicciones de los fans y periodistas. Podría ser la final de la AFC en enero (con permiso de los Jets), y si a ello le sumamos a Brady y Roethlisberger frente a frente, tenemos todos los ingredientes de un clásico.

MARTES 16 – 2:30


Philadelphia Eagles (5-3-0) – Washington Redskins (4-4-0)

Con los Eagles contaban pocos para luchar la NFC Este a principios de temporada. Sin embargo, Vick en plan estelar está siendo la punta de lanza de un equipo sólido y con muchas opciones. McNabb ya tuvo su venganza personal en Philly, pero este partido tiene una pinta totalmente diferente. Otro duelo divisional de alto nivel para seguir de cerca a los Giants, que presumiblemente ganarán a los Cowboys… ¿o no?

 

 

30
Oct
10

¿Qué ver? Semana 8

Estamos prácticamente en el ecuador de la temporada regular. Llega el frío, anochece antes y las tardes de domingo se vuelven tristes… si no fuera porque hay football. Cuanto más baja la temperatura, más ganas de quedarse en casa y ver partidos. Esta semana, además, nos encontramos ante dos peculiaridades que no se van a dar cita normalmente: en primer lugar, el cambio en la hora de los partidos para los europeos. Esto es debido al reajuste al horario de invierno en el viejo continente. En EE.UU. se hará la próxima semana, así que ésta será la única jornada con partidos a las 18:00 y a las 21:15. La segunda característica es que el lunes es festivo (Todos los Santos). Así podremos vivir los partidos con más margen de sueño, e incluso va a permitir trasnochar en masa para ver el Sunday Night, quien no tenga una fiesta de Halloween.

Hablando estrictamente de la competición, tenemos la primera de las tres jornadas con sólo 13 partidos. Los que descansan son Atlanta Falcons, Chicago Bears, Cleveland Browns, New York Giants, Philadelphia Eagles y Baltimore Ravens. Otro apunte importante: se disputa el Denver Broncos – San Francisco 49ers en Londres. Se está convirtiendo ya en una tradición, y supongo que será un llenazo, porque es la única oportunidad para los aficionados europeos de ver un partido de NFL aquí. No es de los mejores choques que se puede ver hoy en día en la liga, pero estoy seguro que los poseedores de una entrada se lo van a pasar en grande sin importar los equipos. Vamos ya con el menú:

DOMINGO 31 DE OCTUBRE – 18:00


Green Bay Packers (4-3-0) – New York Jets (5-1-0)

Los dos son colíderes en sus respectivas divisiones. Los dos están jugando a un altísimo nivel (los Packers lo hicieron cuando no tenían tantas bajas). Sinceramente, eran mis dos candidatos para la Super Bowl en agosto. Lo digo, y así de paso lo dejo por escrito. Los Jets están mejorando a pasos de gigante. Mark Sanchez parece fiable y todo. Clay Matthews va a estar más rodado que ante los Vikings. Los Jets por su parte van a estar descansados tras su semana de descanso. Han tenido 15 días para preparar el partido de mañana. Mi pronóstico es una victoria Jet precisamente por eso: están descansados, mientras que los de Wisconsin vienen de un partido de máxima exigencia contra Minnesota. Este primer plato es para acompañar con un poco de Dolphins – Bengals como guarnición.

DOMINGO 31 DE OCTUBRE – 21:15


Minnesota Vikings (2-4-0) – New England Patriots (5-1-0)

Soy perseverante en recomendar los partidos de los Vikes, pese a que ofrecen mejoras muy pequeñas de semana en semana. En ésta, por si faltaba algo, resulta que Favre está muy lesionado. Digo muy porque creo que el de Mississippi es un lesionado crónico a estas alturas. Pero ahora está hecho un trapo. Aún así, se presume que va a jugar. ¿Tendrá Childress las narices de sentarlo por decisión técnica? Yo creo que no, aunque el quarterback está haciendo méritos para ello. ¿Hace falta más? Ah, sí, que juegan contra los Patriots, el mejor equipo de este partido sin duda. Favoritos a llevárselo a pesar de su pobre defensa. En mi opinión ganaron la semana pasada más por demérito de San Diego que por otra cosa, pero un 5-1 como el que aparece en el casillero de los Pats no se consigue de cualquier forma. Es un equipo muy sólido que ha ganado tranquilidad con la salida de Randy Moss. Por cierto, vuelve al lugar donde jugó durante tres temporadas hasta hace menos de un mes. Como guarnición, el Titans – Chargers.

LUNES 1 DE NOVIEMBRE – 1:30


Pittsburgh Steelers (5-1-0) – New Orleans Saints (4-3-0)

Buen postre en la jornada de domingo. Los dos actuales campeones se enfrentan en el Superdome. No es el partido propicio para que los Saints remonten el vuelo, pero un tipo como Drew Brees se va a crecer seguro. No puede lanzar de nuevo cuatro intercepciones, y este domingo toca partidazo. La defensa de los Steelers supo parar muy bien la semana pasada las pérdidas del ataque, y tiene otro test importante frente a los de Louisiana. Las bajas de Bush y Pierre-Thomas se le pueden hacer cuesta arriba a los actuales campeones, pero si tienen intención de salir de la tercera plaza en su división, van a tener que ganar partidos difíciles como éste.

23
Oct
10

¿Qué ver? Semana 7

Llegamos esta semana a un punto de la temporada en el que ya va siendo muy difícil enmendar los errores. Si no que se lo pregunten a Dallas (1-4). Pocos apostarían hoy porque la franquicia tejana llegue a los playoffs. Sin embargo, es aún pronto para aventurar en cualquiera de las divisiones qué equipos van a vencer (sólo me la jugaría por los Chargers en la AFC Oeste, y mirad cómo van). Vamos rápidamente a las 3 recomendaciones de la semana 7, en la cual descansan Detroit Lions, Indianapolis Colts, Houston Texans y los New York Jets. Estos son mis tres:

DOMINGO 24 – 19:00


Cincinnati Bengals (2-3-0) – Atlanta Falcons (4-2-0)

Tenemos una tarde de domingo con buenos partidos, muchos buenos partidos. Tanto el Steelers-Dolphins como el Eagles-Titans podrían estar en este puesto, pero me he decidido por el Bengals-Falcons porque 1ª) son dos equipos que me caen bien y 2ª) es un partidazo en toda regla. Los Bengals tienen que empezar a darse cuenta de que el tipo que da las yardas es Cedric Benson. Debería lanzar menos Carson Palmer y dar más protagonismo al juego de carrera. Ochocinco está desaparecido en combate, y le está costando convertirse en el líder histórico de la franquicia en touchdowns de recepción, aunque sólo le falta uno. En Atlanta las cosas están menos tirantes. Lideran la división junto con los Saints, y da la sensación de que están ante una oportunidad muy importante de ganarla dado el momento de forma de los actuales campeones. Sin embargo, con una secundaria con tantos agujeros y un quarterback (Matt Ryan) en baja forma, no va a ser fácil imponerse en el sur.

DOMINGO 24 – 22:15


New England Patriots (4-1-0) – San Diego Chargers (2-4-0)

El partido para ver cenando, el de las 10 y cuarto. Para mí es el partido de la jornada, con permiso de lo que viene luego en el Lambeau. A priori los Patriots pueden parecer favoritos, pero los Chargers van a estar muy presionados para ganar. No va a ser fácil, pero los dos partidos que han ganado este año han sido en casa. Si alguien tuviera que estar 6-0 por su calendario hasta hoy eran los de Norv Turner, pero este revés no debería complicarles su presencia en los playoffs. Vale, los Chiefs están muy fuertes, pero ¿quién los ve como campeones de la AFC Oeste? Igual me como mis palabras en dos meses, pero creo que los Chargers van a volver a ganar la división. Ahora les viene el calendario duro, pero es ahora cuando tienen que demostrar que son un equipo candidato a todo. Tienen un juego de carrera bastante decente con Tolbert y Mathews, y entre sus filas se encuentra Philip Rivers, el quarterback con más yardas completadas de la liga este año (2008 yardas y 12 TD). En los Patriots, el cambio de Randy Moss por Deion Branch parece haber salido a las mil maravillas, así que vamos a ver a dos grandes ataques en el Qualcomm Stadium.

LUNES 25 – 2:20


Minnesota Vikings (2-3-0) – Green Bay Packers (3-3-0)

Sinceramente, estos dos equipos deberían estar mejor de lo que están en cuanto a victorias. Pero la temporada está siendo muy igualada en toda la liga, y en la NFC Norte lideran unos sorprendentes Bears. Aún así, los medios de comunicación estadounidenses tenían marcado este partido desde hace tiempo, y la cobertura que se le está dando durante toda la semana da buena fe de ello. No en vano, es la vuelta de Favre a su eterno hogar, el Lambeau Field (bueno, eterno no porque ya no le pueden ni ver). Los Packers han estado plagados de bajas, pero Clay Matthews podría volver esta semana. Le necesitan como el comer. Hablando de defensas, Jared Allen (defensive end de los Vikings) hizo su primer sack la semana pasada. Este duelo con Matthews podría motivarle. En definitiva: partidazo, lo tiene todo. Me estoy planteando trasnochar y todo. Luego estaré con “jet lag” toda la semana, pero ¿a quién le importa?

17
Oct
10

¿Qué ver? Semana 6

Después de la entrevista a Moisés Molina, volvemos un poco a la normalidad de la NFL. Gracias, por cierto, por los comentarios que dejasteis.

Esta semana, para variar, es emocionantísima. No sé si será por mis ganas de ver partidos (me perdí casi todo de la pasada) o por la igualdad reinante (cualquiera parece capaz de vencer a cualquiera), pero la verdad es que observo el menú del día de este domingo y cualquier partido que me pusieran me contentaría. Desde la vuelta de Roethlisberger al derbi de la bahía (Oakland – San Francisco) todo rebosa emoción. Pero como de costumbre nos vamos a quedar con tres partidos, y esta vez sí que volvemos a respetar horarios para que no se solapen:

DOMINGO 17 – 19:00


Baltimore Ravens (4-1-0) – New England Patriots (3-1-0)

He tenido dudas entre este partido y el Miami–Green Bay, pero al final mi simpatía por los cuervos ha prevalecido. Tenemos aquí un interesante choque entre dos de los más firmes candidatos de la AFC. Ambos han tenido un buen inicio de temporada. En Baltimore están muy preocupados por la inconsistencia de su ataque, mientras que los Pats tienen la incertidumbre de cómo va a ser el primer partido sin Moss, pero sinceramente, no creo que a la larga lo vayan a notar demasiado. Además de todo esto, en Boston recuerdan muy bien el partido de playoffs de la temporada pasada, donde los Ravens batieron contra pronóstico a los de Belichick, siendo el primer equipo en ganarles un partido de postemporada a domicilio en más de 30 años. Mirad los equipos titulares… ¿hacen falta más alicientes?

DOMINGO 17 – 22:15


Dallas Cowboys (1-3-0) – Minnesota Vikings (1-3-0)

¿Cómo puede ser un partido entre equipos perdedores el mejor de la jornada? Eso me preguntaba yo dándole vueltas a la última hoja (la del calendario) de mi guía de Pro Football Weekly. Tras pensar que era cosa mía, por ser tifoso de los Vikings, me di una vuelta por la red… y sí, era éste el partido, no me cegaba el “púrpura y oro”. Es un pedazo de partido, y encima en prime time (nuestro, claro). El que pierda va a encontrarse con la temporada 2010 casi en la basura (esta frase ha sido repetida hasta la saciedad en TODOS los medios, pero no podía resistirlo). Los Cowboys ganaron a los Texans, que aún es buen equipo, pero es que los Vikings han perdido contra cada rival medianamente fuerte al que se han enfrentado (Saints, Dolphins y Jets). Favre, mientras tanto, sigue en el ojo del huracán. Los que le tienen ganas están haciendo su agosto desde el mes ídem por sus problemas tanto dentro como fuera del campo. Es la señal más clara de que no está acabado. Si a estas alturas hubieran dejado de hablar de él, sería para preocuparse.

LUNES 18 – 2:30


Indianapolis Colts (3-2-0) – Washington Redskins (3-2-0)

Los dos están por encima del 50% en victorias, pero los dos necesitan ganar porque sus rivales de división están igual. La AFC Sur de los Colts está más competida de lo que hubiéramos dicho hace un mes, con todos los equipos compartiendo registro. Los Redskins, por su parte, están empatados con Eagles y Giants, y sólo los Cowboys (quién lo iba a decir) se han descolgado. Ninguno de los dos equipos está haciendo un buen juego de carrera, así que todos esperamos un duelo directo entre Manning y McNabb.

¿Quién le iba a decir a este hombre que su camiseta volvería a servir?

05
Oct
10

Danny Woodhead, ese currante de Nebraska

En la entrada del otro día contaba que tenía ganas de ver en acción al running back de los Patriots Danny Woodhead. A todos los que hayan visto Hard Knocks este año el nombre les sonará. A los que no, les explicaremos que Hard Knocks es una serie documental. Trata sobre el training camp de una franquicia de la NFL, siguiendo los entrenamientos, negociaciones, reuniones de las diferentes partes del equipo, etc. Es emitida por la prestigiosa HBO, el canal de televisión estadounidense que ha producido series de tanta calidad como Los Soprano, The Wire o Roma.

La edición de este año seguía a los New York Jets de Rex Ryan, y Danny Woodhead era uno de los corredores que intentaba hacerse un hueco en el equipo. Un equipo con RB de la talla de LaDainian Tomlinson o Shonn Greene. Era uno de esos personajes que te caen bien de cada serie, y a los que sigues con atención esperando que triunfen. La “temporada” de esta serie acabó bien para Woodhead, que acabó haciéndose un sitio en el equipo, gustando mucho a los entrenadores, que no dejaban de elogiarle tanto en los entrenamientos como en los partidos de pretemporada. La particularidad de Danny es que mide solamente 1,75, por lo que en un principio puede despertar simpatía por ser “el pequeñito”, como Nate Robinson en la NBA o Juanín García en balonmano. Al final esta percepción suele evadirse y pasamos a considerar al jugador por su calidad. La prueba es que no recuerdo a deportistas de baja estatura que sean famosos sólo por eso. Tienen que tener “algo”, porque triunfar suele ser un hándicap para ellos en según qué deporte.

En el caso de Woodhead, lo que le diferencia del resto y le da su “valor añadido” es su ética de trabajo, su tenacidad y su resistencia al choque. No cabe la menor duda, además, de que es un tipo con talento. Nacido en Nebraska, consiguió el récord histórico en yardas de carrera de toda la NCAA durante su estancia en Chadron State con 7.861 (luego le fue arrebatado por Nate Kmic), además de ganar el Harlon Hill Trophy. Chadron State es una universidad menor, que disputa la “Division II”, donde a priori es más fácil hacer números que en una de las grandes, cuyos rivales son más fuertes y donde las opciones de ataque estén más diversificadas. Sin embargo, también es más difícil llamar la atención allí y promediar 215 yardas por partido en los 4 años de universidad no está al alcance de todos.

Una vez acabada su estancia en el college, Woodhead no fue drafteado. Aún así, firmó momentos después de acabar el draft con los New York Jets, aunque pasó toda su temporada rookie en la lista de lesionados (injury reserve list). En su segundo año (2009) hizo una buena pretemporada, pero fue cortado para ser repescado en el equipo de entrenamiento días después. Sin embargo, tras un par de bajas, acabó jugando 10 partidos. Pocos minutos, pero era un paso importante. Y llegó su tercera temporada, lo que pudimos ver en Hard Knocks. Si no lo habéis visto, pasaos por NFL-Media a ver si aún lo podéis descargar. Woodhead hizo otra pretemporada sorprendente y se ganó un hueco en el equipo. No obstante, los Jets tuvieron que hacerle sitio días después al wide receiver David Clowney, y la forma de hacérselo fue cortando a Danny.

En este punto de la historia, los Patriots le ficharon, y podía parecer que sólo estaba allí para dar información. Los Jets son rivales divisionales de los Patriots, y firmar a un descarte del rival que se sabe su sistema de juego nunca viene mal. Pero la lesión de Kevin Faulk fue el tipo de contingencia necesaria para que Bill Belichick le diera la oportunidad. Debutó contra Buffalo, y además de 42 yardas en 3 carreras, una de ellas fue su primer touchdown como profesional en la NFL. Esta semana contra los Dolphins su peso en el ataque tenía queaumentar, y así ha sido. 36 yardas en 8 carreras y una recepción de 11 yardas para touchdown.

Woodhead lleva el número 39, el mismo que llevaba Maroney. Una pequeña responsabilidad a la que él no da importancia. Es un jugador humilde y trabajador, de ese estamento de la NFL que son los “currantes”. Puede parecer la típica historia que gusta a los periodistas, pero aún riesgo de parecer tópico, me apetecía contarla. Porque a pesar de las continuas noticias en medios españoles sobre “mataperros”, animadoras o jugadores que olvidan el nombre de sus hijos, la NFL tiene historias más simpáticas que también podrían “vender” en los mismos periódicos, como la de Danny Woodhead, ese currante de Nebraska.

02
Oct
10

¿Qué ver? Semana 4

Llegamos a la primera jornada con 14 partidos. Empiezan a descansar los equipos, en grupos de cuatro por jornada, hasta la semana 11. En ésta, es el turno para Cowboys, Chiefs, Vikings y Buccaneers. En el caso de los Cowboys y los Vikings puede venir bien, para así tomarse un respiro, reflexionar y empezar de cero la próxima semana. Los Chiefs no estarán tan contentos de romper su momento de inspiración, pero les puede venir bien tener dos semanas para preparar el difícil compromiso en el Lucas Oil Stadium contra los Colts.

Sin más dilación, aquí presento “Mis 3” de la semana 4. Que conste que en el duelo de las 19:00 del domingo he tenido un instante de duda, porque el Titans-Broncos me parece un choque interesantísimo. El rato que pueda ver seguro que lo reparto entre dos partidos.

DOMINGO 3 – 19:00


Baltimore Ravens (2-1-0) – Pittsburgh Steelers (3-0-0)

No ofrecía opción: partidazo divisional. Los Steelers han solventado impecablemente la ausencia por sanción de Ben Roethlisberger en las tres primeras jornadas, y sólo les queda un partido sin su QB estrella. Seguro que habrían firmado un 3-1, pero ya que están 3-0, y con los problemas que están teniendo los Ravens, los Steelers se tienen que hacer fuertes en el Heinz Field. La férrea defensa y el juego de carrera es lo que ha llevado a los Steelers a vencer en los tres enfrentamientos anteriores. Los Ravens, por su parte, quieren vencer por primera vez a los de Pittsburgh desde que éstos están bajo la batuta de Mike Tomlin. Flacco ha sido uno de los QB más discutidos, aunque esta semana la defensa le ha quitado titulares, después de permitir 144 yardas al running back de los Browns, Peyton Hillis. Sin embargo, pese a la irregularidad de los Ravens en los tres primeros partidos, creo que tienen opciones de llevarse la victoria. Es un duelo que va a marcar mucho sus aspiraciones esta temporada: si “Big Ben” vuelve con dos victorias de ventaja sobre los de Maryland, la división estará muy decantada a favor de los Steelers.

DOMINGO 3 – 22:15


Washington Redskins (1-2-0) – Philadelphia Eagles (2-1-0)

Fue mi primera elección a la hora de elegir los duelos más interesantes: el partido de la semana sin discusión. La vuelta de Donovan McNabb a la que fue su casa durante una década, y donde ostenta unos cuantos récords. Y lo hace con la casaca de uno de los rivales históricos de los Philadelphia Eagles: los Redskins. Además, tenemos la primera prueba “medio en serio” para Michael Vick, el quarterback de los Eagles. Pero en realidad tampoco, porque aunque lo haga bien, Washington no es un equipo de los que podría encontrarse en unos playoffs. Al menos, por ahora. La franquicia capitalina necesita tiempo para ajustarse al sistema de Mike Shanahan. Lo harán, tengo el convencimiento de que van a mejorar, pero perder de 14 contra unos Rams sin Jackson a tope es embarazoso. Además, el 1/10 en terceros downs habla a las claras de los problemas en la ofensiva.

MARTES 5 – 2:30


New England Patriots (2-1-0) – Miami Dolphins (2-1-0)

En otra división con tanta igualdad como es la AFC Este, este duelo de gallitos puede marcar diferencias a la hora de un hipotético desempate final. Los Dolphins perdieron con los Jets, los Patriots también perdieron con los Jets, y ahora les toca enfrentarse entre ellos para dilucidar quién planta cara al equipo de la gran manzana. La defensa de los Patriots recibió 30 puntos de los Bills (¡los Bills!) la semana pasada, y el ataque de los Dolphins parece empezar a carburar, toda vez que Brandon Marshall se está adaptando más y más a los esquemas de Tony Sparano. Los fans de ambos equipos han empezado la temporada ilusionados, unos con más razón que otros. Los Patriots sólo serán candidatos a algo grande si ataques mediocres dejan de sacarles los colores. En el equipo ofensivo no hay tantos problemas, con Tom Brady jugando a un muy buen nivel, aunque los Dolphins sólo han permitido 17 puntos por partido de media en lo que llevamos de temporada. Como nota personal, tengo muchas ganas de ver si le dan algún balón a Danny Woodhead, el pequeño running back de los Pats. ¿La razón? Me cayó bien en Hard Knocks.